Miércoles 12 de Diciembre, 2018
Actualidad

El salto del medio a la agencia de comunicación

Rita Castro Vargas
Martes 7 de Agosto, 2018

Una de las ventajas del periodismo es desempeñarse en varios puestos, la profesión lo hace versátil, en su momento en la sala de redacción había periodistas y en las agencias y oficinas de prensa, relacionistas públicos, pero con el tiempo, los reporteros cambiaron el rush de cierre de edición por la asesoría y el acompañamiento.

Sandra Zumbado fue periodista de deportes en La Nación, para ella la dinámica en ambas esferas en muy diferentes, tanto en horarios como en la forma en que se redacta y se interactúa con los voceros.  “Al pasar a trabajar a una agencia hay que pensar en redactar el comunicado visualizando que así saldrá publicado por los colegas, pero sin perder de vista la colocación de los mensajes de interés de nuestros clientes, hay que hacerlo bien atractivo para el medio”, expresó Zumbado, quien es socia directora de Zona de Prensa, agencia de relaciones públicas y prensa.

En 2010 obtuvieron el premio Norma Loaiza a la mejor campaña de relaciones públicas, por un trabajo realizado para la empresa Avon ligado a la lucha contra el cáncer de mama. En 2014, recibieron una mención de honor por la campaña de relaciones públicas para los Festejos Patronales de San Ramón.

Andrés Corrales es fundador de la agencia Pitch Media, estuvo en Canal 7 y TV Novelas, indicó que otra de las diferencias es que en la sala de redacción, el periodista está atento al día a día y busca contenidos para su espacio; el periodista de agencia está pensando en cómo ofrecer un contenido actual ligado a las noticias que tiene un cliente. Es decir, busca la manera de enfocar los contenidos corporativos a la realidad nacional o del entorno para que sea atractiva para los medios de comunicación.  “El periodista de agencia debe constantemente hacer uso de la creatividad y de la perspicacia para asegurarse que sus contenidos sean atractivos para el periodista en los medios”, expresó Corrales.

 

Nuevos aires

Ambos colegas dieron sus primeros pasos en las salas de redacción. Ahí tuvieron carreras destacas, pero como todo en la vida, era necesario un cambio.

Zumbado lo hizo para poder disponer mejor de su tiempo para estudiar otra carrera y disfrutar de fines de semana libres, lo cual trabajando en Deportes era más difícil. Sin embargo, al dar el paso no tenía idea de lo que se iba a encontrar, porque en la universidad a los periodistas no los preparan con amplitud, al menos en su época, en el área de relaciones públicas y pensamiento estratégico.

“No hay duda de que el trabajo en un medio de comunicación es muy demandante y con extensas jornadas laborales y llega el punto en el que uno quiere hacer más coas, enfrentar nuevos retos y eso se logra en parte, gracias al trabajo que uno puede hacer dentro de las agencias. Además, no se puede negar que el mercado de los medios de comunicación ha ido cayendo poco a poco en cuanto a las ofertas económicas y posibilidades de crecer laboralmente, mientras que en una agencia esas oportunidades de surgir están más vigentes”, manifestó Corrales.

Gran escuela

Los entrevistados coinciden en que la sala de redacción les dejó grandes enseñanzas. Para Sandra Zumbado, el conocer la dinámica de los medios ayuda a ofrecerle a los colegas temas de interés, elaborados tal y como los necesitan, así como detectar espacios noticiosos para colocar a los clientes. “También nos permite explicarle con mayor autoridad a los clientes cómo trabajan los medios y asesorarlos en las diferentes actividades que quieren realizar, para que sean ideales y atractivas para los colegas, especialmente ahora que la dinámica ha cambiado, ya la gente no se moviliza tanto a reportear y requiere de muchos elementos adicionales para realizar su trabajo, como videos, transmisiones en vivo por redes sociales, por ejemplo”, añadió Zumbado.

De acuerdo con Corrales, ya se conoce cómo piensan los periodistas de los medios y sabe de qué manera un contenido puede ser interesante para ellos. Además, al saber el día a día de los medios, se saca provecho para planificar una estrategia integral que ofrezca valor para todas las partes por igual.

En ocasiones, se percibe un roce entre colegas de medios y de agencia, Zumbado y Corrales no lo ven así, para Sandra la labor de colocación no siempre es sencilla, porque depende mucho del tema: si es noticioso, comercial, de responsabilidad social, etc. Hay que saber la forma de presentarlo y a quién hacerlo. “Hay que tener mucha inteligencia emocional para entender el punto o la necesidad del periodista del medio de comunicación y no hay que dejarse llevar por el hecho de que tal vez uno fue compañero. También es importante la comunicación y confianza que uno tiene con el cliente para explicarle que quien tiene la palabra final es el periodista del medio y que por más que uno trate de mantener un entorno controlado, quien toma la decisión de lo que se publicará es el colega”, señaló Corrales.

Consejos

Para nadie es un secreto que los medios casi no disponen de plazas vacantes, por lo que las agencias o el trabajo en solitario se convierten en la tabla de salvación de muchos reporteros. Sandra Zumbado considera que a muchos les falta aprender para ofrecer un servicio de mayor calidad y la dinámica de una agencia de relaciones públicas permite que uno se convierta en un profesional más completo y capacitado.

Corrales fue un poco más explícito, para él es necesario conocer, al menos, el funcionamiento de una agencia en cuanto a su estructura y sus funciones: cómo hacer un Pitch, presentar un reporte, hacer una cotización, entre otros. “Por otro lado, hay que ser un estratega; es decir, en la agencia no se vende el día a día, sino que se ofrece una estrategia integral y con sentido que permitirá que el mensaje del cliente tenga el impacto y el alcance necesario. Se necesita una capacidad de negociación muy alta para que el resultado de una gestión sea un ganar- ganar para todos los involucrados en la estrategia”, destacó Corrales.

Hay que manejar bien los tiempos de respuesta que requieren los colegas. A veces al cliente le cuesta entender que el periodista necesita la información rápidamente, porque se puede perder presencia en una nota o entrevista, ahí es donde la labor se hace más importante, porque nos ponemos en los zapatos de ambos para resolver de la mejor forma.


Agregar Nuevo Comentario:

Nombre
Email
Comentario