Tipo de CambioCompra Venta
USD $ / CR ¢ 563.46570.32
EUR € / USD $ 0.00
Fuente: BCCR
Primera Plana
Actualidad


Femicidios enlutan al periodismo

| Jueves 12 de Diciembre, 2019

Recientes casos de femicidios contra mujeres periodistas también sacuden el ejercicio de esta profesión en el mundo.

El caso más reciente se prudujo contra la periodista radial peruana Sonia Isabel Alvarado Huayunga, registrado en la región amazónica de Perú.

El martes 10 de diciembre encontraron su cadáver con huellas de golpes y de estrangulación. Su cuerpo estaba enterrado en la provincia de Datem del Marañón, departamento de Loreto (noreste del país). La reportera estaba desaparecida desde el sábado 7 de este mes.

Alvarado Huayunga, que tenía 28 años de edad, era locutora de la radio local Láser y trabajaba en el área de relaciones públicas de la municipalidad de Datem del Marañón.

Aunque se desconoce el móvil del asesinato, según información proporcionada por los investigadores, el principal sospechoso es su expareja, Felipe Cáceres Rodríguez, con quien tenía problemas y varias veces la había amenazado. El diario naional La República precisó que Sonia Isabel Alvarado Huayunga investigaba una red de tráfico de madera en la región, en la que estaría implicado su expareja, quien fue detenido por la policía.

“Debe hacerse justicia por Sonia Isabel Alvarado Huayunga y su familia”, señaló Emmanuel Colombié, director del Despacho América Latina de Reporteros Sin Fronteras (RSF).

“Nuestra organización pide a las autoridades peruanas que esclarezcan este caso y que se examine con gran atención si el crimen estuvo relacionado con su trabajo periodístico”, añadió.

Desde hace muchos años la región Loreto, un departamento de difícil acceso, padece los estragos de la corrupción, el narcotráfico y el comercio ilegal de madera. La redacción de radio Laser publicó un mensaje en Facebook en memoria de la periodista asesinada en el que subrayaba “que su vocación como periodista era desterrar la corrupción en la provincia Datem del Marañón”.

Caso paquistaní

Otro caso se produjo se produjo en la localidad de Punjaba, Pakistán. A la periodista paquistaní Urooj Iqbal, de 27 años, la asesinaron de un disparo frente a su casa de Lahore, capital de la provincia de Pendjab, al este de Pakistán. La bala quedó alojada en su cabeza y murió en el acto. El presunto autor no es otro que Dilawar Ali, ex marido de Iqbal y propietario de un periódico del que había sido colaboradora, Anticrime.

"Quería que desechase la idea de fundar su propio periódico", dice el hermano de la víctima, Yasir Iqbal. Cuando RSF le preguntó, confirmó que la periodista había presentado recientemente una denuncia a raíz de las amenazas de muerte proferidas por su ex esposo, quien le exigió que renunciara a su carrera como reportera. Según su hermano, planeaba lanzar una publicación local llamada Franchise.

El presunto asesino ha logrado obtener la libertad provisional, que el hermano de la víctima debe impugnar ante el tribunal el sábado 14 de diciembre.

"Hacemos un llamamiento a las autoridades policiales y judiciales en Punjab para que hagan todo lo que esté a su alcance por garantizar que este crimen atroz no quede impune", señala Daniel Bastard, director del departamento de RSF para Asia y el Pacífico. Este feminicidio ilustra lo que afrontan las mujeres periodistas en Pakistán, que deben mostrar un inmenso coraje para ejercer su profesión libremente, a pesar de las fuertes y persistentes presiones del patriarcado".

Según un informe publicado en 2018 por la organización socia de RSF en Pakistán, Freedom Network, la proporción de mujeres periodistas en la profesión no excede el 5%. Entre otras dificultades, se enfrentan a muchas discriminaciones: salarios más bajos, confinamiento en los llamados temas "femeninos", acoso moral o sexual, presión familiar para disuadirlas de trabajar en un ambiente dominado por hombres.

Agregar comentario

Comentarios

Videos

Emma Lizano: "Nuevas generaciones tienen mucho que aportar al Colper"