Viernes 22 de Marzo, 2019
Perfiles

Betania Artavia Ugalde: una mujer de emprendimientos

Abigaíl Rodríguez Vargas
Viernes 7 de Diciembre, 2018

La periodista Betania Artavia Ugalde vivió en carne propia la situación de muchos colegas. Tras varios años de desempeñarse en medios de comunicación e incluso en Casa Presidencial, se quedó de repente sin empleo.

Con una familia que mantener y la hipoteca de su casa pendiente, se decidió a lanzar un medio regional, que tras casi 4 años de esfuerzo es una realidad; Heredia Hoy.

Periodista de profesión y con una Licenciatura en Comunicación de Masas, Betania es secretaria de la actual Junta Directiva del Colegio de Periodistas de Costa Rica y Profesionales en Comunicación. A partir de 2019, asumirá el puesto de tesorera.

Sus inicios fueron en Diario Extra haciendo labores de levantado de texto y viendo a los periodistas trabajando.

“Estando ahí comencé a estudiar Periodismo en la Universidad Latina, al tiempo me dieron la oportunidad en el periódico de atender corresponsales y así comenzar a redactar notas, estuve más de un año en ese departamento. Luego Mario Ugalde y don William Gómez me permitieron pasarme a la redacción como periodista cubriendo temas de la sección de Nacionales. Y ahí fui haciendo mi vida periodística”, expresó Artavia.

En la administración de Abel Pacheco De la Espriella (2002-2006), integró la oficina de prensa de Casa Presidencial, donde conoció la otra cara de la moneda.

“Fue una gran oportunidad, no solo por la facilidad de horario para poder terminar mis estudios universitarios, sino por conocer el otro lado de la comunicación, es totalmente diferente y creo que el haber vivido siempre del lado del que corre porque necesita la información para ya, me permitía trasladar esa visión a la oficina y siempre preocuparme porque las respuestas a las solicitudes de los colegas se dieran de la forma más ágil”, recordó.

 

Oportunidad de emprender

Al terminar el gobierno de Abel Pacheco, Artavia regresó a Diario Extra, luego pasó a La Teja y de ahí a una organización, sin embargo, hace cuatro años, la misma se quedó sin recursos, por lo que cerró y a sus 40 y tantos años tuvo que pensar si comenzaba de nuevo a buscar trabajo en un mercado difícil y pequeño como son los medios de comunicación nacionales, o se daba la oportunidad de materializar el sueño de emprender.

“Y con mucho temor, pero con una enorme fe en Dios que no me desampararía, me tiré a la calle. Recuerdo que cuando me enteré de que nos íbamos a quedar sin trabajo muy pronto, iba siempre a la hora de almuerzo a la Iglesia de la Soledad a pedirle al Santísimo que me abriera puertas, porque soy cabeza de familia, mi hijo menor estaba en el colegio y la mayor en su primer año de universidad, tenía una hipoteca que pagar y muchas deudas.  Y un día encontré una estampita de San Judas Tadeo, que habían dejado con la novena en una banca, la leí y le comencé a hacer la novena, me llamó la atención que era el patrón de las causas imposibles y sentí que era como una señal, de que mi sueño imposible sí era posible. Y el 9 de abril del 2015 salió la primera edición de HEREDIA HOY”, declaró Artavia.

Asegura que ser emprendedor en nuestro país es bastante difícil y particularmente el mercado de los medios regionales, porque son muchos y la publicidad institucional, que por muchos años fue la que tenía un mayor peso en financiar a los medios regionales, va de caída.

Además, en muchos casos, las instituciones no creen en los medios regionales porque han tenido malas experiencias, por culpa de personas que no son profesionales que tienen sus propios periódicos o revistas y los ofrecen como si fueran comunicadores.

“Las primeras llamadas que hice a algunos alcaldes para buscar entrevistas para el periódico, la pregunta frecuente era ¿cuánto me cuesta eso?  Les explicaba que era una entrevista, no un anuncio. Y me decían que siempre que habían salido en un periódico local les cobraban, aunque fueran entrevistas”, indicó.

 

Junta Directiva

Gracias a Heredia Hoy, Artavia se acercó más al Colper para aprovechar capacitaciones y para conocer más de quienes tenían sus medios desde hacía muchos años, entonces sintió realmente lo importante de ser parte de un colegio que respalde que uno es profesional y ejerce una profesión con el respaldo.

Cuando la invitaron a ser parte de la papeleta se sorprendió mucho y a la vez se alegró porque le daba la oportunidad de conocer aún más y de impulsar proyectos para satisfacer necesidades que había vivido en carne propia y sabía por experiencia que muchos colegas también las pasaban.

“El eje de mi trabajo ha sido la parte social, porque creo que el Colegio debe ser ese apoyo para que el colegiado no se sienta solo, sino que tiene a quien acudir en momentos complicados. Que debe ser el respaldo cuando quiere emprender, o cuando se queda sin trabajo”, añadió Artavia.

Entre los planes a futuro, espera crecer más en el tema digital porque para ella todos se deben adaptar hacia donde se mueve el mercado y ante todo fomentar alianzas para la reivindicación de la profesión ya que para esta comunicadora es vital que la profesión vuelva a tener credibilidad.

 


Agregar Nuevo Comentario:

Nombre
Email
Comentario